Hace algunos años, los colchones a dos caras dominaban el mercado, pero en la actualidad cada vez son más los fabricantes que apuestan por crear modelos a una sola cara sin que eso signifique ninguna pérdida de calidad o prestaciones, como nuestro Lirón Original. A continuación te contamos más sobre las ventajas de elegir un colchón de una sola cara.

Características de un colchón de una cara

Los colchones a una sola cara tienen la peculiaridad de tener tan solo uno de los lados del núcleo con una estructura completa de capas. El otro lado suele ser mucho más sencillo y se suele rematar con un tapizado simple en algún tejido transpirable y antideslizante para ayudar a que se mantenga bien colocado sobre la base de cama.

Al prescindir de una estructura de capas idéntica en ambos lados, queda mucho más espacio disponible para aplicar capas de mayor grosor o más variadas a un solo lado.

Ventajas de un colchón de una cara

No hace falta voltearlo

Voltear periódicamente el colchón de arriba abajo es un consejo muy extendido en el mundo del colchón, pero no es aplicable en el caso de los colchones a una cara. De hecho, si lo hacemos y dormimos sobre la otra cara, perderíamos todos los beneficios de descanso asociados al diseño específico de ese colchón.

Lo que sí es recomendable en estos casos es girar el colchón, intercambiando la parte de la cabecera por la de los pies, respetando la posición de las capas. De esta forma es mucho más fácil mover el colchón, ya que podemos girarlo sobre la cama sin necesidad de levantarlo por completo, una tarea que puede resultar un poco compleja, sobre todo si la realiza una sola persona.

Mayor confort

En los colchones a una cara, toda la altura disponible se utiliza para componer una estructura de capas única. Al no tener que replicarla al otro lado del núcleo, su diseño puede cuidarse mucho más, integrando un mayor número de materiales o haciendo más gruesas las capas, con el incremento de confort que eso supone.

En el caso del Lirón Original, encima del núcleo de espuma HR perfilada, nos encontramos una plancha de látex, otra de viscogel y el tapizado final en tejido strech de alta calidad.

Durabilidad

Los colchones de una sola cara no son peores que los de dos. En la actualidad se fabrican con materiales de excelente calidad, pensados para que, siempre que se les dé un adecuado mantenimiento, se vayan desgastando poco a poco y de forma homogénea y así no presenten ningún tipo de problemas como hundimientos.

Además de todas estas ventajas, los colchones de una sola cara, como el Lirón Original, suelen contar con unos precios realmente atractivos. ¡Hazte ya con el tuyo ahora con un 20% de descuento!