¿Eres de los que compran un colchón y pretenden jubilarse con él? Aunque no siempre es así, este pensamiento es muy recurrente en gran parte de la población. La mayoría de las personas no se plantean renovar su colchón o los componentes de su cama, pero… ¿qué significa esto para nuestro cuerpo y nuestro descanso? En el post de hoy te explicaremos los principales problemas de tener un colchón inadecuado.

5 problemas que te aporta tu colchón inadecuado

Numerosos estudios afirman que, para disfrutar de un colchón sin que este nos dé problemas,

¿Eres de los que compran un colchón y pretenden jubilarse con él? Aunque no siempre es así, este pensamiento es muy recurrente en gran parte de la población. La mayoría de las personas no se plantean renovar su colchón o los componentes de su cama, pero… ¿qué significa esto para nuestro cuerpo y nuestro descanso? En el post de hoy te explicaremos los principales problemas de tener un colchón inadecuado.

5 problemas que te aporta tu colchón inadecuado

Numerosos estudios afirman que, para disfrutar de un colchón sin que este nos dé problemas, deberíamos cambiarlo entre los 7 y 10 años. A partir de este periodo los colchones suelen presentar deterioros en sus materiales o estructura que pueden causar numerosos problemas:

1. Dolor de espalda

Con el paso de los años la firmeza y estructura de tu colchón empiezan a ceder, lo que hace que tu cuerpo caiga y se hunda más y provoca una incorrecta posición de la cabeza al dormir. Esta pérdida de sujeción y adaptabilidad podría provocar algún tipo de molestia o dolor relacionado con la columna vertebral, que podría llegar a agravarse y acabar convirtiéndose en una dorsalgia o lumbalgia.

2. Moho y humedades

Las humedades y el moho son otro de los problemas perjudiciales que tu colchón pasado de años puede presentar. El sudor que producimos al dormir y la propia humedad ambiente de la habitación contaminan y ensucian las capas principales de la cama, lo que hace que, con el paso del tiempo, el colchón acabe por desarrollar moho u otro tipo de hongos.

3. Ácaros, polvo y problemas de respiración

La falta de higiene de un colchón puede provocar la acumulación excesiva de ácaros y polvo, y la exposición continua a estos puede originar problemas respiratorios (ronquidos, irritación en las fosas nasales, etc.), alergias e incluso acabar debilitando tu sistema inmunológico.

4. Peor calidad del sueño y estrés

Al empeorar la calidad del colchón (desgaste diario, mala higiene, etc.), tu calidad de sueño también empeorará. En consecuencia, en tu día a día estarás más susceptible y estresado.

Ahora ya sabes todos los problemas que un colchón inadecuado puede producirte. ¿Quieres ponerles solución? Invierte en un colchón premium como nuestro modelo Lirón y aumenta tu calidad de descanso y de vida.